Natalia Rivera se va del PRI

2022-07-11 | Francisco Rodríguez | Columna
6336435970_e82257563d_b

Kiosco Mayor

De Francisco Rodríguez

*Pierde el tricolor; gana Movimiento Ciudadano

*“Mi motivación es seguir haciendo política”, dice

*“Y no se puede hacer desde el rencor, la desunión”

Aunque algunos digan lo contrario, sin duda la diputada Natalia Rivera es un cuadro político de gran experiencia, con preparación, talento y de firme convección de sus ideales. La conozco desde sus inicios, en la administración del entonces gobernador Armando López Nogales. Era parte de ese grupo de jóvenes que colaboraban directamente con Luis Manuel Robles Naya, quien fungía como secretario técnico del Jefe del Ejecutivo.

Natalia es egresada de la Universidad de Sonora con licenciatura en Administración Pública y Máster en Neuromarketing por la Universidad de Barcelona (título en proceso). En la secretaría técnica (gobierno de López Nogales) fue directora de Seguimiento de Acuerdos y Control de Información, participó en el diseño, evaluación y seguimiento de “la Alianza Estatal por la Seguridad Pública”; fue Directora General de Bienes del Dominio del Estado en la

Comisión Estatal de Bienes y Concesiones;

Fue Directora General de Investigación y Estudios en el

Instituto Sonorense de la Juventud; Directora General de Desarrollo Social en el Ayuntamiento de Hermosillo

Regidora en el Ayuntamiento de Hermosillo; Secretaria General del Comité Municipal del PRI; secretaria general del

PRI-estatal; Jefa de Oficina del Ejecutivo Estatal (administración de Claudia Pavlovich); y actualmente, legisladora en el Congreso sonorense.

Por lo anterior, y por mucho más, es una pérdida para el Partido Revolucionario Institucional y una gran ganancia para Movimiento Ciudadano, si se confirma primero su retiro del PRI y luego su ingreso a Movimiento Ciudadano.

Pero ¿por qué se va del tricolor’ ¿Qué es lo que realmente la desmoralizó de ese partido donde ha militado desde su juventud?

“Creo que la política no se puede hacer desde el miedo, desde el rencor, desde la desunión; la política debe hacerse desde la alegría, desde la esperanza, desde las ideas, desde la unidad. La política es como una guerra: necesitas tener a tu ejército de tu lado, leal, entregado, que podamos confiar unos en otros”.

“Así trabajé en muchas, muchas campañas. En la del 2015 dimos todo, porque había amistad, unidad, valentía, alegría y esperanza. Sin eso, no se puede avanzar”.

En una breve entrevista, la diputada no confirma, pero no niega esa posibilidad, aunque en mi percepción es ya una decisión tomada, y lo digo por sus palabras expresadas al Kiosco.

De irse, destaca, (y se irá, reitero) lo haría “sin despotricar contra nadie, sin ofender a nadie, sin detenerme a contestar ofensas”.

Y se iría (se irá) “a un lugar donde perciba personas que buscan lo mismo: amistad, alegría, esperanza, ideas, valentía”.

“No tengo puestos (en otro partido), ni ofrecimientos de ese tipo: No los he pedido nunca; no son mi motivación. Mi motivación es seguir haciendo política desde donde se puede y con quienes así quieren. No me voy a un partido en el poder

Me voy a empezar desde abajo”.

No es necesario mas palabras. En mi interpretación, la decisión de Natalia Rivera ya está tomada. Se va del PRI y se va a Movimiento Ciudadano.

Y después, ¿Quién sigue? ¿Será otro legislador?

Twitter: @kioscomayor