Guardia Nacional no es la panacea

2019-07-10 | Francisco Rodríguez | Columna
6336435970_e82257563d_b

Kiosco Mayor

De Francisco Rodríguez

*Viene a reforzar combate a la delincuencia: Anaya

*Han reducido delitos que afectan patrimonio familiar

*Prevención, inteligencia, investigación y justicia, la clave

*Gobierno a la deriva; renuncia y denuncia de Carlos Urzúa

*Freno a las decisiones político-electorales, pide De Lucas

Más allá de los hechos violentos que pueden ocurrir en cualquiera parte de la entidad o de espectaculares detenciones de delincuentes, la inseguridad pública es un problema que solo puede disminuir con una permanente estrategia sustentada en cuatro puntos primordiales: prevención, trabajo de inteligencia, investigación y procuración de justicia.

Así de claro lo estableció ayer el titular de la Secretaría de Seguridad Pública en Sonora, David Anaya, quien afirmó que en todos esos puntos se trabaja intensamente y con una coordinación, tanto con los cuerpos policiales municipales como federales al igual que con las instancias de procuración de justicia, que es reconocida por muchas entidades del país.

El titular de Seguridad Pública en Sonora, David Anaya, con los periodistas del Grupo Compacto.

En una larga conversación con el Grupo Compacto, integrado por los periodistas Ernesto Gutiérrez, Rafael Cano Franco, Martín Romo, Soledad Durazo, Cristina Gómez, Daniel Sánchez, Hilario Olea Jr., Javier Ruíz Quirrín y quien esto escribe, el funcionario de la seguridad pública en Sonora, comentó que la Guardia Nacional no es la panacea que resolverá todos los problemas de inseguridad que se vive en la entidad y en todo el país.

"La seguridad se construye, y en esto trabajamos todos los días", con programas para reducir consumo de drogas, con operativos diarios, con pláticas para la prevención, con capacitación a los policías, etcétera.

La Guardia Nacional viene a reforzar, viene a incrementar el número de elementos dedicados al combate de la delincuencia, de hecho ya definieron cuatro zonas donde operarán en coordinación con las policías estatal y municipales. Ya hay presencia y se realizan recorridos por los centros poblacionales de la entidad.

Un proyecto que está a punto de iniciarse, es la Policía Estatal de Caminos, la cual vigilará las carreteras interestatales de Sonora. Eso dará más tranquilidad a los ciudadanos.

David Anaya reconoce que la migración es un problema grave, pues ya no es como antes que eran víctimas, ahora se han dado casos de ser victimarios. Y citó el asunto reciente donde cuatro hondureños fueron detenidos armados, con un vehículo blindado y con ropa táctica. Otro punto de atención sin duda será San Luis Río Colorado, pues será la puerta de salida de muchos migrantes rechazados por el gobierno de los Estados Unidos. Se necesario crear un protocolo de atención.

El funcionario hizo énfasis en que los delitos que mucho afectan al ciudadano, el patrimonial, han disminuido. Y eso es una buena noticia. Se trata de los robos a casa-habitación, robo de vehículos, robo a comercios y robo a personas.

De la reciente reunión de Seguridad Pública realizada en la Ciudad de México, a la que asistió la gobernadora Claudia Pavlovich, Anaya informó que entre otros temas, se trató el relacionado al fortalecimiento de los policías y en ese punto hizo referencia a que se tome en cuenta las necesidades de los cuerpos policiales y se destinen recursos etiquetados en el presupuesto del 2020.

En mi percepción, vi a un David Anaya muy seguro de lo que se está realizando en el combate a la delincuencia, pero reconociendo que es un problema que debe atacarse con firmeza y tomando en cuenta esos fundamentales cuatro puntos señalados al principio.

Gobierno a la deriva….

La sorpresiva renuncia, ayer por la mañana, de Carlos Urzúa a la titularidad de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, provocó que la Bolsa Mexicana de Valores sufriera su peor caída del año con 1.77% y el peso perdiera 25 centavos frente al dólar, y por otro lado el texto de la carta del ahora exsecretario, exhibe lo que tanto se ha venido diciendo de este gobierno de Andrés Manuel López Obrador: se toman "decisiones de política pública sin el suficiente sustento".

Parte del texto de esa carta de renuncia que el mismo Urzúa publicó, expone:

"Discrepancias en materia económica hubo muchas. Algunas de ellas porque en esta administración se han tomado decisiones de política pública sin el suficiente sustento.

Estoy convencido de que toda política económica debe realizarse con base en evidencia, cuidando los diversos efectos que ésta pueda tener y libre de todo extremismo, sea éste de derecha o izquierda.

Sin embargo, durante mi gestión las convicciones anteriores no encontraron eco. Aunado a ello, me resultó inaceptable la imposición de funcionarios que no tienen conocimiento de la Hacienda Pública. Esto fue motivado por personajes influyentes del actual gobierno con un patente conflicto de interés".

Es, por donde se le mire, una dura crítica al Presidente López Obrador y su manera de conducir los destinos de este país; cada día son más las voces de rechazo a sus políticas públicas que sí están afectando el desarrollo político, económico y social, pero lo peor de lo peor es que solo reciben banales respuestas siempre aderezados con el ya aburrido argumento de "estamos combatiendo la corrupción".

Los 30 millones de votos que recibió AMLO se están menguando, como lo reflejan algunas encuestas con una aceptación menor al 50%, y sin duda es por la inconformidad de los mexicanos. El Presidente se ha enfocado solo a entregar unos pesos a los más necesitados de México, pero se equivoca porque si bien es cierto son muchos, no son todo el país.

Su forma autoritaria de gobernar, vulnerando a las instituciones y a quienes la representan, ha originado un caos dentro de su propio gabinete. La muestra es el número tan grande de renuncias en tan poco tiempo de gobierno. Solo por recordar algunas:

Germán Martínez Cázares dejó la dirección general del IMSS; Josefa González Blanco, la titularidad de la Semarnat; Simón Levy renunció a la subsecretaria de Turismo; Patricia Bugarín Gutiérrez dejó la subsecretaria de Seguridad de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana; Tonatiuh Guillén López renunció a su cargo de titular del Instituto Nacional de Migración; Clara Torres Armendáriz, la dirección de Estancias Infantiles de la Secretaría de Bienestar; Jaime Rochín del Rincón renunció al cargo de comisionado presidente de la Comisión Especial de Atención a Víctimas; y Patricia Vázquez dejó la comisión de consejera del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE).

El nuevo titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, nombrado rápidamente por el Presidente de la República, es Arturo Herrera Gutiérrez, quien también fuera secretario de finanzas en el gobierno de la Ciudad de México cuando fue gobernada por López Obrador.

Y es el mismo que hace días propuso revivir la tenencia vehicular a partir del próximo año.

La renuncia de Urzúa y su denuncia de cómo se están tomando las decisiones en este gobierno, tuvo reacciones inmediatas y se le señala a López Obrador como un Presidente que no hace equipo, no escucha y no valora el talento ni la experiencia de sus colaboradores.

A nivel local también hubo reacciones como la del presidente del PRI estatal, Ernesto De Lucas, quien consideró "es una decisión inédita y muy preocupante para el rumbo del país".

Es muy alarmante, dijo De Lucas, los motivos que enumera Urzúa en su carta de renuncia, exhibiendo que en esta administración se toman decisiones de políticas públicas sin el suficiente sustento.

"Ojalá esta renuncia de alto impacto para el país ponga orden, madurez y una alta dosis de sensatez en las futuras decisiones del Ejecutivo Federal. Lo que importa es el crecimiento y desarrollo de México, y no la visión irresponsable de pretender instaurar un gobierno con visión netamente electoral, pues a escasas horas de la renuncia ya se vio como afectó esta decisión a la economía nacional con el alza en el precio del dólar", destacó el dirigente tricolor.

Y exigió "que la renuncia de Carlos Urzúa sea un freno a las decisiones político-electorales que altos e influyentes funcionarios del Gobierno de México están tomando en perjuicio del país".