Los nuevos esquemas políticos…

2018-10-09 | Armando Vásquez A. | Columna Archivo Confidencial
6336435970_e82257563d_b
NO ES LA PRIMERA ocasión que la gobernadora Claudia Pavlovich pega el golpe en la mesa para poner orden.
Con lo que ocurrió en Sictuhsa se la jugó con la ciudadanía pues sabe que no hay pierde cuando se trata de manifestarse y actuar en su defensa, razón por la cual la requisa de los 200 camiones, por lo menos en Hermosillo, ya se verá en otros municipios; y el reto será que siga el servicio como si no hubiera habido cambios, que siga siendo natural.
Ya se maneja la idea de que inversionistas adquieran esa flotilla completa de camiones, pero ese es otro tema que podemos manejar más adelante.
En cuanto a la salida del Fiscal y del Secretario de Seguridad, conociéndolos puede usted asegurar que tanto Rodolfo Montes de Oca como Adolfo García Morales decidieron hacerse a un lado para dejar que la gobernadora haga sus siguientes jugadas como el hecho de que se reunirá con AMLO y Alfonso Durazo para determinar acciones al respecto. Tiempos traen tiempos, sin duda alguna.Empero, también la Gobernadora está buscando el apoyo federal vía el Presidente Peña Nieto, de ahí su petición de más fuerzas federales en el extenso Estado que gobierna.
Hay un punto importante en esta etapa que le ha tocado vivir a la señora gobernadora. Tiene qué hacer mucha, pero mucha política. Los tiempos así lo exigen y si analizamos bien su posición de gestión, los nuevos personajes que van a mandar en este país requieren de puentes de comunicación pertinentes para logar mayor bienestar para Sonora.
No son tiempos de lucha, ni de confrontación, sino de coordinación y entendimiento.
Los nuevos funcionarios sonorenses no solamente deben de contar con la capacidad de atender el changarro al interior de Sonora, sino también tienen por obligación el contar con la responsabilidad de gestoría pues por más que quiera, la gobernadora no podrá atender todas las disposiciones que se requieren para que el Estado no se detenga o paralice.
De allí que se preferenciarán a aquellos personajes que cuenten con la capacidad administrativa y política para manejar la Fiscalía o la SSP y que puedan, insisto, ejercer su trabajo en la misma línea que las autoridades federales, por eso no deberá extrañarnos si los que lleguen sean afines a Alfonso Durazo y claro está, a la misma gobernadora pues es la única manera que en política funcione el ganar ganar.El asunto será ver quienes reúnen estos requisitos.
Un hecho me queda claro, quienes no entiendan estos nuevos tiempos de acomodo y reacomodo tendrán que dejar el gabinete para no caer en una espiral de resta en lugar de suma. Además ya no será posible pensar en el 2021 para buscar un cargo de elección popular pues el nuevo idioma que se hablará será el de la toma adecuada de decisiones, el no cometer errores y no dejarse ir por la tentación del negocio fácil.
De allí la petición de la gobernadora de cero observaciones que suena difícil, pero no por ello imposible. Y esta búsqueda de la excelencia en el manejo de las secretarías tiene un origen y un fin que empezará a vivirse a partir del dos de diciembre, cuando senadores como Lilly Téllez y otros más, soliciten a la federación y a los órganos de vigilancia de la Cámara de la Unión, una constante auditoría contra el gobierno de Claudia Pavlovich. De allí la importancia de caminar derechitos.
Y no se van a apoyar en la rendición de cuentas del ISAF, sino que vendrán en jauría y con la consigna de buscar hasta debajo de las piedras cualquier irregularidad que afecte a este, de los pocos gobiernos priistas del país. Lo mismo harán con los otros, será una persecución de brujas muy interesante.
Ya en su momento la senadora Lilly Téllez habló de mandar auditar exclusivamente la secretaría de Salud, concretamente. Pero conociéndola se va a ir en contra del resto de las secretarías. De allí la persecución de la que le hablo.
Y en este tenor las marchas serán forzadas. Quien no lo entienda así deberá pensar en dejar su cargo a otros que si lo captan. Y es ahora sí valdrá tanto la capacidad como la lealtad.
Hay un hecho interesante que manejó la Gobernadora el año pasado, ella solicitó la mayoría de las auditorías al gobierno federal pues el que nada debe nada teme, suponemos que en estos 50 y pico de días que faltan para que inicie el nuevo sexenio puede que haga lo mismo, lo cual pues no sería sorpresa. Pero es cosa de esperar.Por lo pronto hay que estar atentos a su informe de gobierno que nos permitirá tener una idea global de los hechos que se han vivido en este año.

EN FIN, por hoy es todo, mañana le seguimos si Dios quiere.
Armando Vásquez Alegría es periodista con más de 30 años de experiencia en medios escritos y de Internet, cuenta con posgrado en Administración Pública y Privada.Facebook: archivoconfidencial@hotmail.comTwitter: @ArchivoconfidenCorreo electrónico: archivoconfidencial@hotmail.com