“Rumorología”

2017-12-07 | Francisco Javier Ruíz Quirrin | Columna Primera Mano
6336435970_e82257563d_b

De Primera Mano

Por Francisco Javier Ruiz Quirrín

DONDE TODAS LAS versiones coincidieron fue en la renuncia del titular de la Secretaría de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer. Coordinará la campaña del candidato presidencial del PRI, José Antonio Meade.

Fue algo que el propio Presidente Peña Nieto se encargó de anunciar ayer por la tarde y, al presentar al relevo de Nuño, todos sin excepción, nos llevamos una sorpresa. Se trataba de Otto Granados Roldán.

Su nombre no aparecía en el ajedrez del momento. Otto fue coordinador de comunicación social de la Presidencia de la República a los 34 años de edad, durante la primera mitad del sexenio de Carlos Salinas de Gortari. Después se fue a gobernar su Estado, Aguascalientes.

Por cierto, Granados siempre tuvo a su lado a un sonorense que en materia de comunicación política se ha manejado siempre en las grandes ligas: Eduardo Cayetano García Puebla, quien a los 28 años, en 1979 y hasta 1984, se desempeñó como secretario particular del Gobernador de Sonora entonces, Samuel Ocaña García.

Antes de este anuncio la “rumorología” había puesto a Claudia Ruiz Massieu Salinas, la actual secretaria general del comité ejecutivo nacional del PRI, como el seguro relevo de Aurelio. No fue así, pero en esencia, “salinista ella y salinista Otto”.

Circulan otras versiones acerca de movimientos en el árbol del gabinete del Presidente Peña. Se dice que no pasarán muchos días para que Miguel Ángel Osorio Chong deje Bucareli y se convierte en el relevo de Enrique Ochoa Reza en la jerarquía máxima del PRI.

Hay pocos nombres manejados para el relevo de Osorio. Dos de ellos, Manlio Fabio Beltrones y Emilio Gamboa.

Por lo pronto, Manlio estará en Hermosillo este próximo viernes. No ha trascendido algún programa en su agenda en la capital sonorense. Lo que sí se sabe es que pudiera presidir una reunión con los personajes más destacados de la política sonorense.

La reunión se está armando ahora mismo.

NO PODRÁ andar tranquilo el expresidente municipal de Hermosillo, Alejandro López Caballero, cuando se ha informado que tres de sus más cercanos colaboradores podrían estar involucrados en un desfalco de 39 millones de pesos, recursos federales destinados originalmente para ser invertidos en “La Sauceda”, pero desviados hacia lo desconocido… Se tiene conocimiento que desde la Cámara de Diputados en el año 2014, se gestionaron ante el Gobierno Federal 50 millones de pesos para remodelar y echar a andar de nuevo a ese parque recreativo, abandonado desde hacía años… Se informó que dicho recurso ingresó a las arcas municipales, pero que sólo se usaron algunos cuantos pesos para limpiar algunas partes del lugar y toda la “inversión anunciada” terminó en eso… Hoy, la contraloría municipal ha detectado y sustentado el desvío y está procediendo a investigar a tres funcionarios cercanos de López Caballero, entre ellos a quien fuera tesorera, Rosella Pompa y al titular de la Coordinación de Infraestructura Urbana y Ecología, Marcos Hurtado… Asímismo, están en la mira tres funcionarios que sobrevivieron a la administración de López y que se han sostenido ahora con “Maloro” Acosta… Estaremos atentos a los resultados.

REUNIÓN ESPECIAL ayer de destacados panistas hermosillenses alrededor del “aspirante a la alcaldía naranjera”, senador Héctor Larios Córdova… Además de este último, una figura estelar era Gildardo Real, que como coordinador de la precampaña de Larios tuvo su primer fracaso el pasado sábado… Muy poca gente y cero informes de un recurso del que se dispuso para motivar a vecinos para que asistieran al evento…

SIN SALIRNOS del Partido Acción Nacional, muy comentado el Twitt del senador Javier Lozano donde lanzó una dura crítica al senador de su mismo partido, Francisco Búrquez Valenzuela… Y es que Pancho había escrito por ese mismo medio, el siguiente mensaje, reiterativo de su novedoso pensamiento: “Los ciudadanos ya demostraron que pueden poner contra la pared a la clase política. Es cuestión de tiempo para que nos demos cuenta que es posible transformar este sistema político”… Y Lozano ya no se aguantó y le respondió: “Fue alcalde de Hermosillo y hoy Senador. Pero se asume como parte de la “sociedad civil” y ajeno a los políticos. Misma hipocresía que Ricardo Anaya”… ¡Palo!