Mirna, la dama de hierro, irá por la alcaldía de Hermosillo

2017-11-14 | Feliciano J. Espriella | Columna
6336435970_e82257563d_b

Por: Feliciano J. Espriella

“Un día, hace tres meses llegó a mi oficina un grupo de personas de todos colores y sabores que me dijeron: ‘Mirna, necesitamos que participes. Hermosillo necesita una ciudadana.

“… yo fui asimilando el por qué tenía que participar. Lo platiqué con mi familia, lo platiqué con algunos empresarios de los que me he rodeado durante muchos años y he tomado la decisión de participar”.

De esa manera el pasado viernes, en el desayuno reunión semanal del grupo Los Madrugadores, Mirna Rea de López anunció su decisión de participar en los próximos comicios por la presidencia municipal de Hermosillo.

Según comentó en dicha ocasión, ha sido invitada durante los últimos 18 años a participar en política tanto en el PRI como en el PAN. Fue hasta ahora que finalmente se decidió a hacerlo por el Partido Acción Nacional, con el cual al parecer tiene una mayor afinidad.

“Sé que va a ser difícil hacia el interior del partido porque yo soy una ciudadana –destacó-, no estoy militando, pero sí tengo muchos amigos y comulgo con los valores del PAN y lo que busco es el bien común”

Hasta la fecha, su única incursión en política fue al lado de Javier Gándara Magaña, en cuyo trienio fungió como regidora. “Fue una experiencia muy bonita, una experiencia que disfruté mucho, que conocí, supe lo que había adentro, supe de qué se trataba y también fue una experiencia que dejó huella en el ayuntamiento.

“Me tocó ser coordinadora de los regidores, les decía yo que no era política, pero decían que soy más política que todos los que estaban adentro”.

Mujer de hierro y de retos

Conozco a Mirna Rea desde hace ya muchos años y aunque al parecer y dadas las circunstancias actuales la cuesta se ve muy empinada, estoy seguro de que si tomó la decisión de intentarlo es porque ve posibilidades de lograrlo. Suicida no es y nunca ha sido.

Conocida como la Mujer de Hierro y no sólo por la materia prima que maneja en su negocio, Mirna, enfrentará uno de los retos más grandes que haya enfrentado. Ella misma lo dijo en su autodestape

“Es un reto y si he podido con todos los retos que me he fijado en la vida, creo que este va a ser uno más. Pero también siento que estoy muy acompañada por muchas personas valiosas que también quieren una ciudad distinta, que quieren hacer un trabajo diferente y que quieren ir junto conmigo.

En este contexto, el mayor obstáculo al que se tendrá que enfrentar, será la marca con la que piensa. Acción Nacional atraviesa por los peores momentos de su historia en Sonora. Deserciones, luchas internas y, sobre todo, el estigma de la corrupción que le imprimió el padrecismo, tendrá un efecto muy fuerte el día de la elección.

Además, todavía falta que las distintas fuerzas políticas internas del PAN le permitan llegar. Su cercanía a Javier Gándara Magaña no es en estos momentos la mejor carta de recomendación.

Recelo hacia los empresarios

El venir de la iniciativa privada tampoco representa una ventaja. Por más que sean conocidos en el círculo rojo los empresarios exitosos, son poco conocidos por el resto de la población. Además, los casos de éxito de empresarios metidos a políticos son muy reducidos, me parece que han más abundantes los fracasos y las decepciones.

El mismo día que anunció su decisión, las redes sociales estuvieron fustigando la participación del empresariado en política. Tal vez por ello es tan precaria la incursión de empresarios en política, pero también tal vez por eso la política ha llegado a los niveles de corrupción que vemos en el presente.

Sobre este tema, Mirna dijo en la reunión: “… bueno, las cosas no cambian en nuestro país, no cambian en nuestro estado, porque personas como nosotros, personas como yo, no participamos, no nos animamos. Tenemos cierto temor o cierto cuidado de no pasar la raya de la empresa hacia lo que es público, a lo que es político”.

El anuncio de la intención a participar en la contienda, es totalmente congruente de quien a lo largo de su brillante trayectoria empresarial ha sido clara, directa, enérgica y valiente.

Enhorabuena y mucha suerte.

Por hoy fue todo. Gracias por su tolerancia y hasta la próxima.